Dónde se esconden los gérmenes

 

Limpieza y desinfeccion del hogarSoy bastante maniática de la limpieza, o eso creía antes de ponerme a escribir este post… No es algo que me obsesione, pero sí me gusta que la casa esté siempre limpia (¡lo intentamos!) y me pone muy nerviosa ver polvo. Ahora vivimos en medio de la ciudad y, solo con abrir las ventanas, el polvo se acumula bastante rápido… Por suerte, no somos alérgicos a los ácaros del polvo y es algo que podemos solucionar fácilmente con la aspiradora, pero hay gérmenes escondidos en muchos lugares de la casa que sí pueden provocarnos una infección.

Hace poco la Universidad de Barcelona (UB) ha hecho público el ‘Estudio Sanytol sobre los gérmenes del hogar‘, una investigación muy interesante que incluye un ranking con las zonas más contaminadas de la casa y algunas recomendaciones para la limpieza y desinfección del hogar. Os lo contamos a continuación junto a algunos trucos por si pueden serviros. Eso sí, preparaos porque es probable que después de leerlo os paséis el fin de semana haciendo limpieza general a fondo… ¡Quedáis avisad@s! 😉

Las zonas más contaminadas por gérmenes en el hogar de mayor a menor grado son las siguientes:

  • Inodoro: Bueno, que el váter esté en el puesto número uno no es muy sorprendente… Precisamente por ser la zona más contaminada, los expertos de la Universidad de Barcelona recomiendan su desinfección exhaustiva cada día o cada dos. Yo no sé si es exhaustiva, pero sí usamos un limpiador desinfectante con esta frecuencia, al igual que en el lavamanos. También toallitas desinfectantes para el resto del baño, aunque lo cierto es que resultan caras y son poco ecológicas… Normalmente hacemos esta limpieza diaria por la noche (en realidad, es rápido) y el fin de semana aprovechamos para desinfectar también a fondo la ducha, el espejo, armarios, etc.
  • Estropajos y trapos de cocina: Contienen todo tipo de bacterias e incluso pueden acumular más microbios que el inodoro. Según la encuesta de Sanytol, solo un 20% de los españoles los desinfectan adecuadamente. “Bacterias como la Salmonella, el Campylobacter o la Escherichia coli, que son los patógenos intestinales más comunes, pueden permanecer hasta dos semanas en una esponja húmeda”, explica la doctora Maite Muniesa, del Departamento de Microbiología de la Facultad de Biología de la UB.  La recomendación es desinfectarlos diariamente con un producto adecuado y a alta temperatura, pero el estudio de Sanytol revela que menos de un 20% de la gente desinfecta los estropajos y bayetas de cocina, la mayoría se conforman con enjuagarlos después de su uso.
  • Fregadero: Sorprendentemente, alberga 100.000 veces más gérmenes que los lavamanos del baño… También deberíamos desinfectarlo más a menudo y no solo enjuagarlo con agua y jabón. Al igual que con el lavabo, si cogemos el hábito de hacerlo cada noche, por ejemplo, después de cenar, no solo nos llevará poco tiempo, sino que cuando toque la limpieza en profundidad será mucho más fácil y rápida. Los desinfectantes en formato spray son muy prácticos y simplifican mucho la tarea.
  • Grifos, bañeras, gomas de la lavadora, neveras…. En estas zonas se forma una especie de biofilm que acumula un alto número de microorganismos patógenos… En el caso de la nevera, lo más habitual es desinfectarla una o dos veces al año, aunque la doctora Muniesa recuerda que “las neveras están muy contaminadas debido a las bacterias que provienen de los alimentos crudos y algunas de ellas pueden sobrevivir en bajas temperaturas”.  Su recomendación es una limpieza mínima de una vez por semana. Esto lo hacemos bien, porque aunque da mucha pereza, siempre la limpiamos bien antes de colocar la compra semanal. Además de por las bacterias, puede que haya goteado algún alimento tipo leche, el líquido en el que se conservan algunos quesos frescos, un huevo roto…
  • Los cepillos de dientes y sus vasos pueden albergar bacterias intestinales y virus. Puaj… ;( La humedad junto con los restos de materia orgánica y las altas temperaturas crean un entorno perfecto para el crecimiento de algunos organismos como hongos y bacterias. Así, el 33,5% de los españoles tienen moho en los rincones de su baño (azulejos, bañera…). Los microbios se diseminan a través de las manos, las salpicaduras y los aerosoles y, en este sentido, los cepillos de dientes son un foco importante: el 80% están contaminados con millones de organismos. Una razón más para renovar más frecuentemente el cepillo de dientes. El vaso, por su parte, deberíamos desinfectarlo una vez a la semana como mínimo. Desconocía lo del cepillo y los vasos… pero una vez una oftalmóloga me contó que hizo un cultivo de un estuche para lentillas y que encontró, literalmente, “de todo”. Así que si utilizáis lentes de contacto, cambiad también a menudo de estuche (al menos cada vez que empezáis un nuevo líquido para lentillas).
  • Suelos: Las bacterias necesitan solo 10 segundos para colonizar un alimento caído al suelo, así que mejor se acabó lo de soplar y a la boca…
  • Tablas de cortar y cuchillos: Solo un 20% las desinfecta después de su uso y, sin embargo, podemos encontrar hasta un millón de bacterias en una tabla de cortar alimentos. Se recomienda no manipular nunca sobre la misma superficie alimentos crudos como carnes o pescados con otros que se consumen sin cocinar como ensaladas o frutas.
  • Aparatos tecnológicos: Teléfonos, pantallas táctiles, mandos a distancia, teclados, videoconsolas… Sí, están invadidos. Como referencia, se suelen encontrar hasta 450 bacterias por tecla en un ordenador y una pantalla de smartphone puede contener unas 600 bacterias (un inodoro limpio contiene unas 20).  Los expertos recomiendan limpiarlos de forma regular con productos no corrosivos pero que sean desinfectantes.
  • Mueblespicaportes, manetas de puerta, cajones y electrodomésticos: Son grandes contribuyentes a la transmisión de la gripe y de otros virus respiratorios y, aun así, muchas veces los olvidamos a la hora de desinfectar. Además, si los limpiamos con trapos humedecidos, podemos provocar el efecto contrario y extender bacterias y hongos sobre estas superficies.
  • Juguetes y accesorios infantiles: Hasta un 50% están contaminados con virus respiratorios y digestivos, pero casi un 17% de la población no los desinfecta nunca. Por este motivo, se aconseja limpiarlos regularmente con productos desinfectantes adecuados. No debemos olvidarnos tampoco de otras zonas de contacto directo con los bebés como las tronas. “Estas pueden tener más carga microbiana que el agua del inodoro” explica la doctora Muniesa. Las zonas de mayor riesgo de infección en los hogares con bebés son el suelo, los cambiadores, las tronas, los juguetes y el suelo, sobre todo, cuando el bebé gatea y si se convive con mascotas.

Es importante, como señala la doctora Maite Muniesa, que tengamos en cuenta que “limpiar no significa necesariamente eliminar microorganismos. Por ejemplo, muchos limpiadores eliminan la suciedad, pero no los gérmenes”. El desinfectante universal más conocido y utilizado es la lejía, pero mucha gente es reacia a usarla (yo misma…) a causa de su olor, los vapores que puede generar o el hecho de que puede resultar decolorante o corrosiva sobre ciertos materiales. Actualmente, sin embrago, existen desinfectantes sin lejía que pueden usarse de forma segura en todas las zonas del hogar.

Rosa Lecina

Periodista de salud, belleza y bienestar. Lo que más me gusta de mi trabajo es que me permite aprender cosas nuevas cada día y poder compartirlas con los demás. Desde Santium espero poder descubriros todo aquello que nos ayude a vivir una vida más sana. Podéis contactarme en: blogsanitum@gmail.com

You may also like...

2 Responses

  1. carlos dice:

    hola rosa para la limpieza es impresindible usar guantes de goma. para evitar todo tipo de irritaciones en la piel. beso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies